Para aquellos que nunca hayáis oído el término autónomos dependientes, es el que se aplica a todos los trabajadores por cuenta propia que reciben más de un 75% de sus ingresos mensuales del mismo cliente. Comunmente se les llama falsos autónomos, porque en general trabajan en exclusiva para una empresa que se quiere ahorrar la contratación del empleado por el régimen general. De este modo se ahorran los seguros sociales cada mes, no tiene que pagar vacaciones, etc. En este artículo te explicamos las 4 principales desventajas de este tipo de autónomo en dependencia económica.

Si eres un nuevo autónomo, una de las primera dudas que te van a asaltar es, ¿cómo se calcula el IRPF de un autónomo? Esta es una de las preguntas más recurrentes que escuchamos los asesores fiscales, así que en este artículo te voy a poner una serie de ejemplos que te ayudarán a entenderlo perfectamente.

Una de la mejores formas de asociación entre autónomos es la Comunidad de Bienes. No obstante, muchos de los que optamos por constituir una, no sabemos muy bien cómo nos puede afectar esta situación al pago de nuestros impuestos. En este artículo, intentaré despejarte las dudas sobre la fiscalidad de las comunidades de bienes.

Los autónomos dependientes son aquellos trabajadores por cuenta propia que reciben el 75% o más de sus ingresos por parte del mismo cliente. En general, este tipo de trabajador suele estar empleado en exclusiva en una empresa que no le quiere hacer contrato de trabajo para así ahorrarse los seguros sociales y demás obligaciones que van unidas al empleo por régimen general. 

A medida que se acerca final de año a los autónomos nos entran sudores fríos porque nos toca preparar los resúmenes anuales. Pero, ¿sabes que también tienes otras obligaciones fiscales menos conocidas pero igual de importantes? Me refiero a los certificados de retenciones para autónomos. Hay diferentes certificados de retenciones, pero el que más puede afectarnos como autónomos es el certificado de retenciones por alquiler, que te explicamos bien en este artículo.

Seguro que has oído alguna vez el caso de algún autónomo que trabajaba casi en exclusiva para una empresa y sin embargo no tenía contrato de empleado con ella. Cuando un trabajador por cuenta propia recibe el 75% o más de sus ingresos por parte del mismo cliente, se le denomina autónomo dependiente.