Si has llegado hasta aquí posiblemente estés pensando en cambiar de gestoría. 

Es un paso importante y seguramente estés lleno de dudas… ¿Cuándo es el mejor momento para hacerlo? ¿Qué necesito transferir a la nueva asesoría? ¿Será mucho lío hacerlo?

Tranquilo, en este artículo vamos a detallártelo paso por paso, pero ya te adelanto que no es complicado.

El mejor momento para cambiar de asesor fiscal

Sin duda el momento perfecto para hacer el cambio de gestoría es a principios de año. 

Desde Declarando siempre recomendamos estas fechas porque la actividad de los autónomos, tanto fiscal, como contable, se produce de forma cíclica en lo que solemos llamar los “ejercicios”. Este periodo, abarca todo el año, desde el 1 de enero al 31 de diciembre. 

Por tanto, haciendo el cambio de gestoría a principios de año, entras desde el principio a hacer el ciclo con la nueva asesoría fiscal.

Tranquilo si ya has presentado impuestos y tu principio de año ya ha pasado, luego te explicaremos la solución.

Qué necesito para cambiarme de gestoría

Lo principal es conocer, a rasgos generales, la información que debe conocer la nueva gestoría para poder comenzar con tu contabilidad.

Lo primero es saber si estás obligado a presentar el modelo 347 en Hacienda y si quieres que te lo presente la nueva asesoría o lo presenta tu anterior asesor fiscal.

Si decides presentar este modelo con la nueva asesoría necesitas aportarles todas las compras y ventas desglosadas por clientes y proveedores del año anterior. 

Otros datos que necesitará conocer tu nueva asesoría son:

  • Los modelos que corresponden al cuarto trimestre del ejercicio fiscal que acabe de finalizar.
  • El resumen anual de IVA del ejercicio fiscal que acabe de terminar (Modelo 390).
  • El balance de sumas y saldos del ejercicio anterior.
  • El libro de IVA (registro de facturas de compra y venta) del año anterior.
  • Si aplicas retenciones en tus facturas de venta, será necesario el libro mayor de las retenciones aplicadas a tus clientes durante el año anterior.

Por último, siempre es recomendable tener guardado:

  • Los libros de IVA, por años, desde el inicio de la actividad económica.
  • Los balances de sumas y saldos desde el inicio de la actividad económica.

cambiar de gestoría

Cómo cambiar de gestoría a mitad de un ejercicio fiscal

Recuerda que esta documentación es la necesaria si cambias de asesor fiscal a principios de año. 

Pero tranquilo, si ya has presentado algún modelo trimestral, también puedes cambiar de gestoría.
En este caso,
a la documentación anterior le añadiríamos:

  • Todos los modelos trimestrales que ya has presentado en el presente ejercicio.   
  • Los ingresos y gastos ya declarados otros trimestres. 

Tranquilo, si decides cambiarte a Declarando cuentas con un soporte técnico que está para ayudarte las 24h del día los 365 días al año.