Para los trabajadores por cuenta propia, cualquier ayuda económica durante la creación de nuestro negocio, es buena.

En el proceso de crear una nueva empresa, encontrar financiación suele ser una tarea complicada pero también una de las prioridades. 

Cabe tener en cuenta que tampoco es tan fácil conseguir las ayudas. Normalmente se necesita cumplir ciertos requisitos mínimos para poder obtener las ayudas demandadas. Otras tantas, la ayuda se demora en el tiempo o incluso no llega nunca. 

Recordamos que estas subvenciones deben ser un extra en la planificación inicial, pero no algo necesario para llevar adelante el proyecto.