Escribió: 22/06/2020 | Actualizó: 14/09/2021 · Autor: Marta Zaragozá

Ventajas fiscales del renting de un vehículo para autónomos

Para muchos autónomos, su negocio dependiente de un transporte y comprarse un coche no deja de ser un dolor de cabeza.

No solo por elegir el vehículo adecuado para el trabajo, sino por todos los imprevistos que conlleva: revisiones, mantenimiento, roturas, seguros, etc.  

Esa es una de las razones por las que el renting de un coche o vehículo puede ser una opción muy interesante para los autónomos que necesitan desplazarse: está todo incluido y quedas cubierto ante los imprevistos que aparezcan. 

Pero ahí no acaba todo. El renting de un vehículo tiene una serie de ventajas fiscales que pueden hacerte ahorrar.

Pero empecemos por lo básico, aclarando exactamente qué entendemos por el renting de vehículos 

Qué es el renting de coches

El renting es sinónimo de alquiler de bienes con una duración de más de un año. 

En concreto el renting comprende entre 1 y 10 años, pero, normalmente, el tiempo que contrata de renting un autónomo, oscila entre los 2 y los 5 años. 

La diferencia del renting de coches con el resto de rentings para autónomos, como hemos avanzado, es que también incluye los servicios de mantenimiento del vehículo.

Este es uno de los puntos fuertes del renting de vehículos y uno de los detonantes que hace que los autónomos se decanten por el renting en el lugar de la compra. 

Ventajas fiscales del renting de un coche 

Pero el renting del coche todavía tiene más ventajas. Como comentábamos al principio, el renting de un vehículo es un gasto deducible que puede hacer ahorrar.

En concreto, la deducción del renting en el Impuesto de Sociedades y en la Declaración de la Renta puede llegar a ser del 100% de la cuota. 

También puede deducirse hasta el 50% del IVA soportado y el 100% si el vehículo está dedicado exclusivamente y exclusivamente a la actividad profesional y puede demostrarse. 

Para ello, el coche debería tener serigrafiado el logo de la empresa y pasar los fines de semana y festivos en un garaje.

De todas formas, recuerda que en Declarando podemos ayudarte. Tenemos un módulo de análisis de gastos deducibles que te ayudarán a determinar qué gastos puedes deducir y en qué condiciones según tu caso en concreto.

Un móvil, una libreta y un ordenador para buscar información sobre el renting de un vehiculo

Coste del renting de un vehículo 

El coste del renting de un vehículo depende mucho del tipo de transporte que se solicite y también de la empresa gestora del renting. Pero, en término medio, lo habitual es que el alquiler de un vehículo bajo esta modalidad no supere los 300 € más IVA.

Y no existe una inversión inicial, lo que significa que los autónomos pueden acceder sin demasiados recursos, sin hipotecas ni préstamos y tienen disponible el vehículo durante el tiempo que lo demanden.

Además, el autónomo que se decanta por el renting, puede renovar el vehículo ante los cambios y necesidades de su negocio. Si de repente necesitas un coche más grande, un vehículo de carga u otro tipo de transporte, puedes ir cambiándolo sin atarte a la compra de uno solo.

Un resumen de las ventajas del renting de coches

Haciendo un resumen de todas las ventajas del renting de un coche podemos ver como el renting permite ahorrar al autónomo.

Por un lado, te evitas gastos extra en imprevistos, mantenimiento y revisiones del vehículo porque ya lo incluye el renting. Y por otro, te ahorras el desembolso inicial que supone la compra de un coche.

Además, la Agencia Tributaria permite que te puedas deducir el gasto en el IVA y en el IRPF para pagar menos.

Y, por último, pero no menos importante, puedes cambiar y modernizar los vehículos del negocio sin tener que comprar nuevos.

Autor:
Marta Zaragozá
Abogada fiscal especializada en autónomos